sábado, 18 de abril de 2015

Actividad del Bloque III: Comunicación escrita: la escritura


Como maestros es fundamental detectar los problemas de caligrafía que puedan presentar nuestros niños en el transcurso de las clases para poder actuar lo antes posible y que el problema no persista y perjudique al alumno en un futuro. Ya que es importante que ellos comprendan que el aspecto de la letra, la presentación, la limpieza así como el orden en los cuadernos nos da una imagen clara de cómo es la persona. Pero no sólo es necesaria para dar una buena impresión al lector sino también es esencial para que el alumno pueda trabajar y estudiar en base a sus apuntes o anotaciones que haya realizado durante las clases. Debemos de tener muy en cuenta que va a ser un proceso largo y constante para que estos niños alcancen el éxito. De este modo, poco a poco se irá reeducando al alumno hacia una ejercitación adecuada. Las actuaciones que vamos a llevar a cabo en relación a los diferentes cursos de primaria son los siguientes:
 
Niño de 2º de Primaria:
 
Para abarcar el problema de caligrafía que muestra el niño, se tratará de forma individual. Se le hará partícipe de la lectura de alguno de sus trabajos para que él mismo se dé cuenta de la dificultad que supone dicho proceso sino se escribe bien. Como hemos podido observar en los apuntes es necesario que los niños se den cuenta de ello a través de situaciones vividas y auténticas ya que resultan mucho más efectivas que una simple “charla” por parte del profesor más directa y autoritaria de lo mala letra que tiene.
Para que el niño esté motivado durante todo este largo proceso de mejora de la escritura se utilizará el siguiente instrumento:



La tortuga será el indicador de progreso y se hará una evaluación semanal del proceso en el que el niño se preguntará así mismo si se ha esforzado y si ha visto mejoras en los trazados trabajados durante esa semana. Por lo tanto, se dedicará al final de cada semana un rato para que tanto él se autoevalúe y comparte su opinión como para que se le dé un feedback de sus actuación más completa.  Desde mi punto de vista, es un material muy visual que puede reforzar dicho proceso de mejora y que además ayuda a que él se vea identificado con la tortuga. Debemos de hacer comprender a nuestros alumnos que cada uno tiene su ritmo y que por ser más lento no significa que no se llegue a la meta. Un buen recurso para trabajar dicho valor sería el cuento de “La tortuga y la liebre”. Durante este proceso vemos que el niño cada semana avanza más rápido se pueden ir cambiando los indicadores por otros como un conejo, un guepardo, etc. Con este sistema creo que se podrá alcanzar muy buenos resultados tanto en la escritura como en la autoestima del niño ya que comenzará a darse cuenta que está avanzando y mejorando esa dificultad con la que contaba.
Los materiales que se van a utilizar para que el niño coordine mejor los músculos de la mano y del brazo y que vaya poco a poco haciendo unos trazos bien formados son los siguientes:
Hay una técnica que he podido observar durante mis prácticas en las clases de fonética de Inglés y que pienso que puede ser una opción idónea para poder trabajar la caligrafía y es el llamado “Rainbow writing” (Escritura en Arcoíris). Consiste en darles a los niños unas frases o simples palabras y que ellos las practiquen en cada reglón pero con los diferentes colores que componen el arcoíris. Ya que la única forma de mejorar el trazado de los niños es copiando y repitiendo las grafías, frases y palabras, pero qué mejor que ofrecerles opciones más divertidas y motivantes que refuercen ese proceso.
 
Otro tipo de material que he encontrado durante la búsqueda de información sobre este tema es el libro: “Jugando a mejorar la letra”. Me ha parecido una herramienta muy completa ya que contiene ejercicios de cada una de las letras y en la parte superior de cada hoja te viene una breve explicación de los trazos a realizar para crear las diferentes letras. Son pautas que además vienen acompañadas de pictogramas que los niños pueden colorear.


Finalmente, el siguiente tipo de formato de libro también nos puede servir para que el niño siga motivado durante dicho proceso. Es un libro que es borrable, cuenta también con unas pautas que el niño puede hacer y si ve que lo puede mejorar, lo borra y lo vuelve a intentar. Además estos libros están relacionados con temas del propio interés del niño, punto a favor a tener muy en cuenta para que los niños se centren en la caligrafía.
Cómo se ha podido especificar con anterioridad, es un proceso largo y constante por lo tanto requiere un trabajo continuo para que se pueda ver cambios a mejor en dicho proceso. Por lo tanto, la pauta de trabajo será de la siguiente manera: Se le entregará un recurso de los anteriores propuestos los lunes, miércoles y viernes, es decir, que los que se le entreguen el lunes los tendrá que presentar el miércoles y así continuamente. De esta forma, habrá una evaluación continua del proceso. Se le hará ver que dedicando un poco de tiempo cada semana y practicando con esfuerzo va a conseguir muy buenos resultados. Realizará un ejercicio entre entrega y entrega (1 hoja).
La evaluación será a través del uso del siguiente tipo de rúbrica:
 
CRITERIOS
MODO DE EVALUARLO
Alineación
·       Escribe sobre la línea.
·       Escribe fuera de la línea.
·       No hay consistencia de su manera de escribir.
Inclinación
·       Escribe demasiado inclinado hacia la derecha.
·       Escribe demasiado inclinado hacia la izquierda.
·       Escribe derecho.
Espaciamiento
·       Guarda uniformidad en los espacios entre las letras de una palabra y entre las palabras de una oración.
·       Escribe letras y/o palabras muy separadas.
·       Escribe letras y palabras muy juntas.
Grosor o Espesor
·       Escribe demasiado fino.
·       Escribe muy grueso.
·       Escribe muy fuerte.
Tamaño
·       Hay uniformidad en el tamaño de las letras.
·       No hay proporción de tamaño entre las mayúsculas y minúsculas.
·       Hay proporción de tamaño entre las mayúsculas y minúsculas.
Forma
·       Observaciones generales sobre rasgos de escritura. Ejemplos: escribe la a, la g y la d abiertas, no completa las u o la escribe cerrada, invierte el semicírculo de la p y de la d y b, no sigue el trazo apropiado, escribe las cúspides de m, n y ñ muy agudas.
Nitidez
·       Su trabajo es legible, sin muchos borrones y organizado.
Niño de 4º de Primaria:
En este segundo caso, trataremos el tema primero de forma grupal y ya luego más individualizada como en el caso anterior. Tras la realización de un dictado se intercambiarán sus hojas y serán los propios niños los que tengan que corregir los errores de ortografía de sus compañeros. Se pondrá en común las dificultades que han surgido durante dicha corrección como por ejemplo ¿Habéis tenido dificultad a la hora de leer los textos de vuestros compañeros? De esta forma esteremos potenciando las reflexiones grupales que ayudarán a que aquellos niños que muestran disgrafía entiendan mejor el problema que supone que no escriban correctamente.
Una forma de motivar al niño durante dicho proceso es explicarles que el esfuerzo no lo va hacer para complacer a los adultos sino para sí mismo y que la única recompensa de dicho trabajo es el éxito. Creo que además podemos utilizar de la misma forma el recurso propuesto para el niño de 2º de Primaria sobre la tortuga.
En relación a los materiales, la revista 3.0 de Educación (Revista para la educación del Siglo XXI) nos recomienda unas pautas simples, Montessori o cuadrícula acompañadas de pictogramas, a través de un libro que lo podemos encontrar en pdf en el siguiente enlace:
 


 
Además también he encontrado un generador de pautas de caligrafía a través de cual se crearán modelos que estén relacionados con los contenidos que se estén dando en el aula para que le sirvan como ayuda para entender mejor la materia o como ampliación de los mismos. De esta forma estamos ofreciéndoles a los alumnos ejercicios contextualizados y significativos. El recurso es el siguiente:
Se le dará ejercicios de caligrafía los Lunes, Miércoles y Viernes. Durante este curso se ampliará el número de ejercicios para que practique en casa (2 hojas con ejercicios). Lo que se intenta conseguir es que con unos patrones constantes durante este periodo es fundamental para que adquiera una correcta escritura.
Respecto a la forma de evaluación seguiremos las mismas rúbricas que para el niño de 2º de Primaria.
CRITERIOS
COMENTARIOS
Alineación
 
Inclinación
 
Espaciamiento
 
Grosor o Espesor
 
Tamaño
 
Forma
 
Nitidez
 
Niño de 6º de Primaria:
Se tendrá una charla individual con el alumno en el que se tratará el tema de su caligrafía en vistas a su futuro. Es importante que entienda que al año que viene va a pasar a otra etapa nueva que es la secundaria donde los profesores son más exigentes en cuanto a la escritura y si no llegan a entender lo que escribe en los exámenes, deberes, etc. pueden ser capaces de no llegar a corregírtelos. Por ese motivo con su esfuerzo y dedicación conseguirá superar esa barrera y mejorar su letra. Le daremos al alumno la confianza necesaria para que nos vea como una guía y una ayuda durante todo ese proceso y que pueda contar con nosotros sin ningún problema. Además, se le explicará que si él trabaja bien, yo como maestra intentaré buscar aquellos ejercicios que sean de su interés y que le puedan hacer la tarea más amena, ya que en algunas ocasiones puede resultar aburrido el seguir los mismos modelos de ejercicios. A modo de apoyo y de ayuda durante todo este proceso para que él pueda ver su proceso reflejado, utilizaremos también la metodología de la tortuga propuesta anteriormente para los otros dos alumnos de 2º y 4º de Primaria.
Los ejercicios que utilizaremos para que el alumnos mejore su escritura además del tipo de pautas propuestas para los alumnos anteriores, se intercalarán con otros ejercicios tipo escritura creativa que consistirá en darles comienzos de historias, nueve de palabras o imágenes que inviten a escribir una historia de forma divertida y diferente.
 

 
El ritmo de trabajo consistirá en darle entre semana patrones de escritura (Lunes y Miércoles) y los fines de semana actividades más elaboradas como lo de la escritura creativa.
La evaluación será igual que en los dos casos anteriores.
Fuentes electrónicas:

5 comentarios:

  1. Hola compañera. Me ha gustado mucho tu entrada, la búsqueda de información fuera de los apuntes lo cual enriquece el aprendizaje sobre el tema.
    Respecto a la intervención que planteas para favorecer al alumno con mala letra me parece muy acertada y como tu misma dices, hay que poner algo motivador y que es algo beneficioso para el mismo.
    Y respecto a la evaluación, no piensas que el propio niño puede autoevaluarse y así puede ser más crítico con su desarrollo, que el mero hecho de recibir una evaluación del profesor.
    También agradecerte los links de información, para poner aprovecharlos los demás.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bien, Silvia. Lee lo que le he escrito a Lorena.

      Eliminar
  2. Hola Lorena,
    Lo primero de todo felicitarte por el trabajo tan completo que has realizado. Me ha gustado muchísimo que utilices una herramienta visual para que acompañe el progreso del niño y de esa manera el propio alumno pueda ser más consciente de sus avances. Además creo que la fábula de la liebre y la tortuga es un gran ejemplo para este tipo de trabajos, en los que los resultados no son inmediatos si no que es un proceso en el que se necesita ser muy constante.
    Bajo mi punto de vista, creo que ya que se trata de un proceso en el que hay que practicar, repetir y “copiar” mucho, la tarea de la escritura se haría más motivadora sí escriben con un sentido. Es decir, que eso que escriben va a tener alguna utilidad, y no se trata de simplemente copiar una frase a la que prácticamente ni se le presta atención. Lo importante es que lo que escribe “tiene” que parecerse al patrón dado. El problema es que en ocasiones, este tipo de niños, se acostumbra a tener siempre un patrón que “copiar” y cuando le falta ese patrón se encuentra perdido siendo incapaz de llevar a cabo la escritura de manera correcta.
    Un abrazo.
    Sandra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo contigo, Sandra, aunque el niño no tiene el patrón en la mayor parte de las actividades escritas que realiza en el colegio y en los deberes, por eso es tan importante que siempre haya un patrón cuando ejercite la caligrafía.

      Eliminar
  3. Has realizado un estupendo planteamiento, Lorena, aunque tienes que revisar algunas cuestiones en relación con el material.

    Para 2º de EP has elegido fichas que son, en realidad para más pequeños. En estas edades, ya conoce el trazado de las letras y lo importante es que copie palabras y frases, no letras aisladas. Has de elegir una tipografía, solo una. No puedes hacer que un niño de 2º escriba en cursiva y más si aún no ha interiorizado la escritura vertical (normal).

    El material de 4º es demasiado infantil para un niño de 9 años. No les va a gustar. Es mejor una hoja con cuatro o cinco frases o un texto breve para copiar. La tipografía, sin embargo, no me parece mal.

    En 6º también es necesario el modelado. Por eso la teoría habla de buscar fuentes de ordenador para mostrarle al niño y que elija la que quiere practicar y personalizar.
    El material que tú presentas es más apropiado para escritura creativa que para caligrafía.

    ResponderEliminar